Los Castillos de Villarroya de la Sierra

El pueblo de Villarroya presenta un sistema de fortificaciones compuesto por dos pequeños castillos, situados sobre cerros gemelos, unidos entre sí por una muralla que defendía la población.

El Castillo principal o de la Reina fue el primero que se construyó y es una construcción de tapial bastante alterada en la actualidad, por destinarse a usos particulares y que gracias a su reciente restauración  todavía puede reconocerse buena parte de su estructura original, levantado al borde un escarpado talud.

En frente se asienta el Castillo del Rey. Se trata de una esbelta torre de planta rectangular, realizada en mampostería y sillares que refuerzan las esquinas.

De este recinto fortificado quedan importantes vestigios como la puerta en arco, recientemente restaurada.

Por debajo del castillo vereis pequeñas cuevas que sirvieron como viviendas en la antigüedad

El Castillo de Ayub

El conjunto fortificado de Ayub en la provincia de Zaragoza, con más de 11 siglos de existencia, está integrado por 5 castillos(El Castillo Mayor, el del Reloj, el de Doña Martina, el de la Peña y el de la Torre Mocha) y un entramado de 25 hectáreas de murallas, con una altura que va desde los 6 hasta los 15 metros.

Se desconoce su fecha de construcción, pero ya en el 862 Muhammad I ordenó su refortificación

Catalayud pasó de ser una fortaleza a una ciudad(madina) y el Castillo Mayor pasó a ser la residencia del gobernador.

El Castillo Mayor de planta alargada, ocupa el punto dominante del conjunto.Tiene dos recinto, el bajo norte y el alto al sur, mirando a la ciudad.

En los extremos de este hay dos torreones de planta octogonal.

También conserva un aljibe y parte de otro.

En las inmediaciones del castillo, saliendo por la antigua puerta del recinto inferior, destacan una torre coracha y la puerta omeya con arco de herradura.